La Junta "rescatará" la construcción

"Lo diré claro: hay que acabar con la especulación, no con el sector de la construcción". La presidenta de la Junta, Susana Díaz, fijó ayer en el Parlamento andaluz la hoja de ruta económica de los próximos meses y marcó un giro. De repente, la construcción ha vuelto a resurgir entre los sectores prioritarios para el Gobierno andaluz después de años en los que ha sido considerado como uno de los males de origen de esta crisis. Lo decía mucho el PP andaluz, que acusaba permanentemente al Gobierno andaluz de "demonizar" al sector, con gran aplauso de la patronal. La Junta reconoce ahora que fue necesario frenar la especulación urbanística y que por eso aprobó una normativa que, ahora admiten, ha podido ser demasiado restrictiva. Quieren que esto cambie. Si la construcción llegó a representar el principal pilar de la economía andaluza, con un peso del 13% en el PIB de la comunidad, en estos momentos ha caído hasta el 4%, por debajo de la media española. Sus parados representan prácticamente la mitad del millón y medio de desempleados que tiene Andalucía. Junto a la minería --la Junta ha sacado a concurso los proyectos de Aznalcóllar y Minas de Río Tinto--, la construcción es el otro sector que el Gobierno apuesta por "revitalizar".

 

DISCURSO ECONOMICO Díaz trató de defender el nuevo discurso económico del Gobierno andaluz sin entrar en contradicción con lo que se ha hecho hasta antes de ayer. El Presupuesto andaluz de 2014 da una estocada de muerte a la inversión pública y no contempla obra nueva. Y también trató de hilvanar su hoja de ruta sin levantar roces internos con los socios de Izquierda Unida, que ayer recordaron en varias ocasiones su apellido de Los Verdes y que tienen claro que el nuevo modelo productivo de la comunidad no puede seguir mirando hacia quienes entienden que han conducido a esta crisis.

La Consejería de Fomento y Vivienda, la que tiene que negociar con los constructores, está en manos de IU y su titular, Elena Cortés, ha adoptado decisiones que han abierto graves brechas con los empresarios. Entre esas decisiones políticas está la suspensión de la fórmula de cofinanciación público-privada --que garantizaba a los constructores mantener vivos proyectos con presupuesto público-- o la formulación de un nuevo plan de vivienda que, por primera vez, no contempla obra nueva y que se encomienda a la rehabilitación para impulsar el sector del ladrillo.

La presidenta socialista ya había advertido en el inicio del curso político que el "fundamentalismo medioambiental" había quedado atrás en su Gobierno y ayer explicó por donde caminará. Ha "dado instrucciones" para que en el primer trimestre del año se constituya una "mesa de trabajo de la construcción sostenible", donde se sentarán instituciones públicas, empresas constructoras y del sector energético, organizaciones empresariales, sindicales y de consumidores, además de expertos e investigadores. El objetivo: buscar nuevas oportunidades para este sector. Los límites serán la protección del patrimonio natural de Andalucía y una posición de tolerancia cero con la especulación, insistió Díaz.

 

Fuente. Diario Córdoba

http://www.diariocordoba.com/noticias/cordobaandalucia/junta-rescatara-construccion_856022.html

Escribir comentario

Comentarios: 0

Tiempo Córdoba