Siete de cada diez pisos ya se pagan sin recurrir a una hipoteca

En el segundo trimestre del año, el número de hipotecas escrituradas para el pago de vivienda equivalía a sólo el 31% de los inmuebles residenciales transaccionados. Esto quiere decir que de cada 10 casas que se venden, sólo tres se financian a la manera tradicional. De hecho, la hipoteca ya no fue la opción mayoritaria en 42 de las 52 provincias de España en el primer trimestre del año.

 

En abril, ocurría lo mismo en 13 de las 17 autonomías (ver gráfico adjunto). Esto da una buena idea de la situación actual del mercado inmobiliario y de la gran sequía crediticia del país. Es importante diferenciar el motivo por el cual se concede la hipoteca, que se especifica en la escritura: para construcción, para financiación empresarial, para el pago de un solar, de una finca rústica, de un garaje, etcétera.

 

De hecho, en los años del boom inmobiliario llegó a haber más hipotecas que venta de viviendas. Así que, ¿cómo se paga el resto de inmuebles, ese mayoritario 69% del total de compraventas que no firma hipoteca? Según los expertos consultados, se trata de adquisiciones de la banca, paquetes de inmuebles comprados por los fondos de inversión extranjeros, casas pagadas por extranjeros con hipotecas foráneas o con financiación no hipotecaria.

 

Además, podría haber un porcentaje residual de hipotecas en las que no se especifica que el préstamo se destinará a la adquisición de un inmueble, cosa poco probable. Por último, están los pisos pagados al contado (tanto por españoles como por ciudadanos del resto del mundo). No en vano, según un estudio de Tecnocasa y la Universitat Pompeu Fabra, el 58,4% de las viviendas usadas que se venden en España se paga al contado, y esta cifra llega a superar el 60% en ciudades como Barcelona.

 

El número de compradores inversores crece cada trimestre y el número de compradores que han hecho la operación como inversión se sitúa en el 24,16% del total de compraventas realizadas. “La compraventa de viviendas por parte del comprador tradicional ahora es un mercado muy pequeño”, explica Jordi Esteve, del Centro de Información Estadística del Notariado. Y, “como ahora se están formalizando menos ventas, las de los inversores (sobre todo extranjeros) suponen un porcentaje mayor del total”, indica Julio Rodríguez, expresidente del Banco Hipotecario.

 

El 58% de las casas usadas se paga al contado y se supera el 60% en algunas ciudades. Al contado Rodríguez agrega: “Se compran más viviendas al contado. Y esto va en paralelo con que la venta a extranjeros está aumentando. Además, los fondos de inversión extranjeros son más lanzados que antes, ya que en EEUU y Japón tienen más liquidez por las medidas de estímulo monetario”. Y añade: “Las operaciones que llevan a cabo esos fondos se hacen sin hipoteca, porque traen ya la financiación debajo del brazo”. Rodríguez agrega: “Los extranjeros compran, sobre todo, en el arco mediterráneo, en paquetes de viviendas”. Y tiene razón. Por ejemplo, los compradores foráneos ya son mayoría en la provincia de Alicante, la primera en la que esto ocurre. Es decir, compran más inmuebles residenciales que los españoles. En el primer trimestre de 2013 (último con datos desglosados por nacionalidades), los extranjeros adquirieron 2.816 viviendas, el 51,7% de un total de 5.447.

Fuente: Expansión

http://www.expansion.com/2013/10/14/empresas/inmobiliario/1381787640.html

Escribir comentario

Comentarios: 0

Tiempo Córdoba