España ya publicita en China sus viviendas con permiso de residencia incluido

Empresarios del sector inmobiliario español han celebrado un evento de promoción de viviendas para potenciales compradores chinos. En esta cita, los empresarios ya mencionan la probable aprobación de leyes que facilitarán el permiso de residencia español a compradores de éste y otros países.

Apoyado por la Cámara de Comercio de España en China y celebrado en el Capital Club -uno de los más exclusivos para los millonarios pequineses-, el evento sigue a otros donde también se planteó a inversores chinos la posibilidad de comprar vivienda española, pero es el primero donde se habló abiertamente de permisos de residencia.

Ello se debe a que el Gobierno español ha presentado ya elAnteproyecto a la Ley al Emprendedor y su Internacionalización, en el que uno de los incentivos es precisamente la facilitación de permisos de residencia a extranjeros que realicen "inversiones económicas significativas" en España.

A la cita, organizada por la empresa española ZhiyeSpain, acudieronempresas chinas de inversión -algunas especializadas en el sector inmobiliario-, potenciales compradores particulares y representantes de una empresa estatal.

Los bajos precios de las casas españolas, el principal gancho

Los bajos precios de la vivienda española, consecuencia de la crisis inmobiliaria, en un país que sigue siendo la cuarta principal economía de la Unión Europea, constituyen para los inversores chinos "una gran oportunidad que no puede durar mucho", señaló en la presentación Pablo Recio, de la consultora Gold Millennium, que junto a la inmobiliaria Zeniom han creado la marca ZhiyeSpain.

El secretario general de la Cámara de Comercio de España en China, Gabriel Moyano, ha subrayado en la presentación que el país europeo se mantiene como "una economía moderna con excelentes servicios y una posición privilegiada en el Mediterráneo", además de con un "excelente sistema educativo privado y público".

ZhiyeSpain ofrece a los compradores chinos desde viviendas de descanso en la costa mediterránea, hasta edificios completos, pasando por hoteles en lugares tan variados como el barrio madrileño de Carabanchel, o ciudades como Mallorca o Huelva.

También hay potencial entre los compradores chinos para inmuebles en Madrid o Barcelona

Recio ha señalado que aunque la costa mediterránea acumula la mitad de la vivienda vacía también hay potencial entre los compradores chinos para inmuebles en grandes ciudades como Madrid o Barcelona, así como urbes con prestigiosas universidades en las que chinos de clase alta pueden estar interesados en mandar a sus hijos a estudiar, como Salamanca, Valladolid o Santiago.

Según Recio, España tiene una buena oportunidad en China, donde invertir en vivienda aún se ve como un valor más seguro que, por ejemplo, la Bolsa nacional ("una ruleta rusa", en opinión del consultor), pero que al mismo tiempo ve como el mercado interno del "ladrillo" pierde atractivo. "En lugares como Pekín las normas no permiten a muchos comprar más de un piso, los precios son altísimos y ya no tienen esas expectativas de revalorización... Empiezan a pensar: '¿Por qué no compramos fuera de China?", destacó.

Singapur, Estados Unidos o Canadá son algunos de los destinos favoritos de estos inversores inmobiliarios chinos, pero también Europa, y "España tiene una muy buena oportunidad por el momento de sus precios, unido a que es un país bien visto en China y que ahora está el tema de los permisos de residencia".

Esperan que el listón de los 500.000 euros se baje hasta 300.000

Aunque la ley relativa aún está en manos de las dos Cámaras, los expertos del sector esperan que se apruebe sin problema. La incógnita está en cuál será la inversión mínima exigida para la concesión del permiso de residencia (se maneja la cifra de500.000 euros, pero en el sector piensan que el listón podría bajarse hasta los 300.000 euros).

Portugal, Malta o Chipre tienen similares programas de incentivosen sectores como el inmobiliario, aunque "ninguno de ellos tiene en China la imagen que tiene España", aseguró Recio.

Los asistentes chinos al evento mostraron interés en la compra de viviendas, aunque también dudas en temas como la política impositiva española o cuál sería la vigencia del permiso de residencia que obtuvieran e incluso del contrato de compra del piso (en China estos contratos tienen una duración de 70 años).

"He venido a ver cómo está la situación de la vivienda en España, pero todavía tengo dudas en su economía y también considero comprar en Estados Unidos", señaló a Efe uno de los asistentes, el diseñador de interiores Leon Wang.

 

Fuente: Elmundo

http://www.elmundo.es/elmundo/2013/05/29/suvivienda/1369829419.html

 

Escribir comentario

Comentarios: 0

Tiempo Córdoba