El título para los Patios de Córdoba es una nueva responsabilidad.

El título concedido por la Unesco a la Fiesta de los Patios refuerza a Córdoba como ciudad patrimonial, confirma su excepcional valor cultural y la necesidad de protegerlo y ahora lo que toca es trabajar "en función de los requerimientos y exigencias de la Unesco", según señaló ayer Rafael Jaén, delegado de Patrimonio, Casco Histórico y Naturaleza del Ayuntamiento de Córdoba. Tras la declaración en 1984 de la Mezquita--Catedral como Patrimonio de la Humanidad, un título que diez años después se amplió al Casco Histórico, la distinción de Patrimonio Inmaterial concedido la semana pasada a la Fiesta de los Patios supone "un añadido a la excelente imagen que ya proyecta la ciudad de cara a la Unesco y todo un referente si quisiéramos engrosar esta amplia lista de reconocimientos", afirma Jaén.

Después de unos días para digerir la buena noticia, los responsables municipales se centran ahora en buscar la mejor gestión de esta fiesta, siempre contando con el resto de administraciones y, por supuesto, los colectivos directamente relacionados con esta tradición, porque de lo que todos son "conscientes" es de las nuevas exigencias que acarrea esta distinción, que pasan por "preservar, conservar, cuidar y mimar, con más celo si cabe, todo nuestro patrimonio", según señala Jaén.

 

UN REGALO DE REYES Tras la declaración de la Unesco, que ha sido "el mejor regalo de Reyes, junto al que todos desearíamos, que sería el empleo", y un "estímulo que se nota en la ciudad", lo siguiente es responder a las exigencias de la Unesco. En efecto, la declaración de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad concedida a la Fiesta de los Patios no es un proceso cerrado y puede ser, incluso, reversible. Ahora se abre una vigilancia por parte de este organismo sobre cómo las instituciones y la sociedad en general están preservando y poniendo en valor este bien cultural universal y se pedirán informes periódicos de ello.

"No podemos bajar la guardia", continúa Jaén, que considera que "debemos cuidar la imagen de la ciudad" después de habernos ganado "a pulso y con tesón" un premio que es "de todos los cordobeses y lo hemos vivido en cada colectivo". En cuanto a la delegación de Patrimonio y Casco Histórico, su responsable considera que sus exigencias "se han ampliado". "Hay que mirar con mucho celo los patios que se presentan al concurso, la Unesco nos exige determinados requerimientos y trabajaremos en torno a esas recomendaciones, todo ello unido a ese equipo de coordinación mixto compuesto por propietarios y Ayuntamiento". Esta comisión de coordinación es "imprescindible", continúa Jaén, porque "no queremos desviarnos de algo que tanto nos ha costado. Seguiremos velando para ir por los cauces establecidos por la Unesco".

Por otro lado, el delegado de Patrimonio y Casco Histórico insiste en que este reciente título "nos pone en un excelente puesto en el escalafón con respecto a nuestras homólogas en nuestro país". En efecto, en España hay más de cuarenta elementos considerados patrimoniales por la Unesco, pero, sin embargo, solo hay trece ciudades Patrimonio de la Humanidad y Córdoba es una de ellas, un título que también permitió en su día a la ciudad califal adentrarse en organismos internacionales como la Organización de Ciudades Patrimonio Mundial (OCPM).

 

LA MEZQUITA La Mezquita-Catedral, alma y corazón de Córdoba, es el centro de gravedad de este Patrimonio de la Humanidad, al que también se aporta la vida de su casco histórico, el más grande de Europa, con más de treinta mil residentes. No es un decorado para turistas ya que en él habita Córdoba y muchos de sus monumentos, ahora también los inmateriales que componen los patios y que hacen que esta ciudad se extienda más allá de su patrimonio tangible.

A este patrimonio hay que añadir otros dos elementos que en su día fueron protegidos, también como patrimonio inmaterial, por la Unesco: el flamenco y la dieta mediterránea, ambos muy ligados históricamente a la ciudad califal, siendo el primero un arte del que Córdoba es un referente a través de su Concurso Nacional, la cita anual La Noche Blanca del Flamenco y la Cátedra de Flamencología de la Universidad de Córdoba.

 

Fuente: Diario Córdoba

http://www.diariocordoba.com/noticias/cordobalocal/rafael-jaen-trabajaremos-como-nos-pide-unesco-_767653.html

 

Escribir comentario

Comentarios: 0

Tiempo Córdoba